Xarcuteries Bosch es una empresa especializada en la elaboración y la comercialización de los productos tradicionales de charcutería y tocinería de alta calidad. Actualmente son 30 trabajadores con 4 puntos de venta y tienen más de 150 años de experiencia en el sector.

Como parte de la continua preocupación para mejorar la comunicación con sus clientes, incorporaron un nuevo sistema de tarjetas portaprecios para la señalización de los productos en el mostrador.

DSC_0209_750

Anteriormente, los carteles para indicar los precios, los imprimían en papel y los plastificaban. Esto les suponía una pérdida de tiempo importante: teclear los datos, imprimir, plastificar, recortar, distribuir por las tiendas y colocar.

Además del coste económico y de la pérdida de tiempo, la humedad y la limpieza diaria de los mostradores hacía que, aunque estuviera plastificado, tuviera una durabilidad inferior y que no les ofreciera la imagen de calidad e higiene que querían transmitir a sus clientes.

Una solución perfecta: